4 de abril de 2013

"MUERE JOVEN LO MÁS TARDE POSIBLE..."

No conozco al autor de la frase, pero la persona que me la dijo hoy (Gracias!), probablemente no se imagina el eco que han hecho en mí sus palabras.

Y es que me leo a mí misma y sé que sueno redundante. Que me repito, me insisto, me convenzo.

Son muchas las piedras y muchos los tropiezos a lo largo de la vida que me faltan. Son muchas las olas por remontar y algunas ya vividas aún me dejan el sabor a sal en la boca del último revolcón. Me falta atravesar noches oscuras y saborear las frutas amargas.




No es pesimismo o peor aún: catastrofismo. Es la esencia de la vida, la que afirma que nada es blanco o negro, todo está lleno de colores y matices.

¿Por qué entonces habría de buscar la ruina voluntariamente? ¿Por qué aumentar el peso del fardo? ¿Para qué o para quién, si el espejo solo arroja mi reflejo?

Soy una explosión de energía, un volcán de sabiduría cuando se trata de aconsejar a los demás... pero le temo a mi vulnerabilidad. La que se escurre chorreando y me susurra al oído que "es difícil"...

Yo , mi , me, conmigo... y mis circunstancias."Si no la salvo a ella no me salvo yo". Y eso, si sé quien lo dijo e imagino que los lectores también.

-20 días... 24A Madrid

5 comentarios:

felbriba dijo...

Puedo escribirte al email?

J. dijo...

Claro!

Anónimo dijo...

Ok. Gracias. Ya lo hice x interno.

J. dijo...

Estimado anónimo: No me ha llegado nada al correo. Revisa por si acaso.

Anónimo dijo...

Acabo de reenviarte desde gmail